medellinnoticiasPAZA A LA PAZ

En Medellín Paza la Paz, transforma vidas

La construcción de paz es una acción necesaria en los territorios para lograr cambios estructurales que permitan el desarrollo de sociedades más justas, equitativas e incluyentes.

Es por esto que desde el Programa PaZa la Paz en la ACJ-YMCA Medellín generamos espacios de formación pedagógica y experiencial , en los cuales los jóvenes sean agentes de cambio, capaces de transformar, no sólo sus vidas, sino también los diferentes entornos que habitan como la familia, la escuela y el barrio.

Así, a través de diferentes encuentros que se realizan en cuatro comunas de la ciudad, donde participan 20 grupos de jóvenes, se busca promover y vivenciar la cultura de la paz, y a partir de ella, establecer un tejido social en el cual la solución de conflictos sea pacífica, donde el conflicto es una oportunidad de cambio y creación de escenarios de reconciliación y construcción de memoria.

Con este objetivo los jóvenes participan de jornadas de formación y sensibilización ciudadana, socialización sobre el proceso de paz, medio ambiente, convivencia, organización y participación juvenil; así como de foros, activaciones culturales y sociales, realización de grafitis y expresiones artísticas como formas de manifestación y expresión juvenil desde la cuales es posible construir una sociedad de paz.

Con el objetivo de generar espacios de socialización, integración, diálogo y fortalecimiento de tejido social, se realizó el CONVERSATORIO TRANSFORMANDO VIDAS, en el cual los jóvenes beneficiarios del programa pudieron contar sus experiencias, compartir con voluntarios del movimiento y demás grupos de formación de la ACJ-YMCA Medellín evidenciando la posibilidad transformadora de los jóvenes.

Los Laboratorios Creativos de baile, técnica vocal y Comunicación Audiovisual fueron el componente cultural que expuso los avances de este proceso de formación en prácticas y expresiones juveniles.

En el conversatorio se escucharon las voces de los jóvenes, quienes manifestaron el impacto que el programa Paza La Paz ha tenido en sus vidas. Así mismo los voluntarios jóvenes expresaron su amor por el movimiento y el compromiso de continuar aportando al desarrollo de los procesos y actividades para extender la misión de la YMCA.