bogota

JOVENES UNIDOS POR EL CAMBIO, Bogotá

Oportunidades que reconstruyen y transforman vidas

En el corazón de Bogotá, en medio de grandes edificios, comercio, empresas y entidades bancarias, se encuentra el barrio Santafé, conocido por el comercio sexual que ronda en cada una de sus calles y rincones. La Prostitución en Bogotá es un fenómeno al cual están vinculados más de 14.500 personas, de las cuales 10.150 habitan en el Barrio Santafé, 70% son jóvenes entre los 15 y los 28 años de edad.

Estas jóvenes, pues en su gran mayoría son mujeres, también están ligadas a otras problemáticas como: consumo de SPA, delincuencia, micro tráfico, violencia de género, hacinamiento, etc. que afectan directamente su bienestar y ponen en riesgo su integridad. Sumado a lo anterior, ejercen la prostitución en condiciones insalubres, a la intemperie, sin garantías de seguridad… Un panorama verdaderamente deshumanizador, donde la figura de las jóvenes es desdibujada por la violencia y por la lógica imperante de quienes las conciben como mercancía, y se aprovechan inescrupulosamente de la vulnerabilidad de niños y niñas y jóvenes, que por diferentes situaciones terminan en estas calles.

Frente a esta cruda realidad, la ACJ – YMCA Bogotá no ha sido indiferente y a pesar de las difíciles condiciones de riesgo e inseguridad del sector, hace aproximadamente dos años viene desarrollando un proceso de atención, brindándole oportunidades diferentes a estos jóvenes, para que logren salir de este círculo vicioso donde están inmersos, y reconstruyan sus proyectos de vida.

Estos mismos jóvenes han desarrollado procesos de cambio en la comunidad del barrio y desde su perspectiva y experiencia personal, han dado lugar a la reivindicación de la juventud como sujetos de derechos. 15 Jóvenes formados como multiplicadores en el Hogar AmaneSer-YMCA Bogotá, han pasado por un proceso de reconocimiento de su condición de jóvenes y han logrando involucrarse en espacios de incidencia y participación ciudadana, reivindicando sus derechos. Hoy además, han dejado de ejercer la prostitución y generan acciones de motivación, compartiendo sus testimonios, para que otros jóvenes se vinculen al programa, y tengan la posibilidad de generar ingresos económicos, con alternativas distintas a la prostitución.

El grupo JUC (Jóvenes Unidos por el Cambio) –como se han denominado–, representan las posibilidades de transformación personal y colectiva en problemáticas como la Explotación Sexual Comercial, además de la fuerza e iniciativa que caracteriza a los jóvenes. Lo que se hace evidente en los resultados de su labor de multiplicación, ya que 80 jóvenes se encuentran en proceso de salida y formación.

CARLOS A. SÁNCHEZ BELTRÁN
Coordinador Proyecto YMCA Bogotá