a
a
a
a a a a a
Fase I: “INICIANDO LA TRAVESIA”

Parte II:: Formación Personal Y Habilidades De Liderazgo

Tema 7
ANÁLISIS DE LA REALIDAD SOCIAL
COLOMBIA Y AMERICA LATINA

INTRODUCCIÓN

LATINOAMÉRICA COMENZÓ EL NUEVO SIGLO CON LA PEOR RECESIÓN EN 20 AÑOS”

América Latina y el Caribe viven este tiempo de la historia humana entre luces y sombras. Mientras se mantienen históricas dolencias, nuevos sucesos despiertan esperanzas. A la “década perdida” de los 80, en la cual fueron ya evidentes los estragos de las políticas sociales y económicas neoliberales, le sucede una, no mejor, década de los 90, en la que muchos problemas se mantienen o han empeorado.

A pesar de que organismos como la CEPAL, dan cuenta de que el 2005, sería el tercer año consecutivo de mejoramiento de algunos indicadores macroeconómicos como un mayor Producto Interno Bruto, crecimiento de las
exportaciones, superávit en la balanza de pagos y un crecimiento promedio de la Economía equivalente al 4.1%; sin embargo, éstos son inferiores a los de otras regiones como Estados Unidos, Europa y Asia. Por ejemplo, China que está creciendo al 9%, y la India que crece al 7%.

¿Cuáles son los problemas que subsisten en América Latina, a pesar de las
entusiastas cifras de la CEPAL?

La pobreza y la concentración de la riqueza.

“La pobreza en América Latina, se encuentra en el mismo nivel que en el
registrado en 1997, habiendo hoy alrededor de 220 millones de pobres (42,9%) de los cuales 98 millones son indigentes (CEPAL 2004). Para el 2005, la pobreza afectó a un 40% de la población.

En contraste, en el 2003, “476 multimillonarios latinoamericanos tenían una
fortuna de más de mil millones de dólares cada uno” (www.globalización.org). Sin embargo, la superación de la pobreza no solo pasa por una más justa distribución de la riqueza, sino que también nos desafía a buscar y construir nuevas modalidades de generación de riqueza asociada al bien común y el de las futuras generaciones.

Desde nuestra perspectiva, es posible concebir y hacer las cosas de una manera distinta, innovadora. Esto no solo tiene que ver con las teorías, sino muy particularmente con las prácticas de las organizaciones sociales como las ACJs y la ALCACJ/LACA

El desempleo

Según informe de la OIT (2006), comparativamente con otras regiones, “el mayor incremento en el desempleo se registró en América Latina y el Caribe, donde el número de desempleados aumentó en 1,3 millones aproximadamente y la tasa de desempleo se incrementó de 0,3 puntos porcentuales entre 2004 y 2005 hasta 7,7 por ciento. La tasa de desempleo femenina es 1.4 veces mayor que la masculina, y entre los jóvenes, la tasa de desempleo es el doble del promedio general.

El desempleo urbano en la región era de 8,8% en promedio y se elevó a 10,4 entre 1990 y 2002, siendo las naciones más afectadas por esta tendencia Ecuador, Costa Rica, Brasil, Bolivia, Chile, Perú, Nicaragua, Paraguay, Venezuela,
Colombia, Uruguay y Argentina.

Debilitamiento de los Estados, de lo público de las políticas sociales

Algunos países han disminuido la cobertura y calidad de servicios básicos como
educación y salud.

• Niñas y niños
A finales del 2000 (CEPAL) calculó que el “11% de la población infantil de América Latina está subnutrida. Los menores de 5 años, son los más afectados, pues un 19:4% tienen desnutrición crónica”.
Según UNICEF y la OIT, alrededor de 30 millones de niños de América Latina, son sometidos a duros trabajos sin ningún tipo de seguridad o asistencia social, 50% en actividades agrícolas, y 50% deambulan en el sector urbano. Muchos de ellos sometidos a maltratos, abusos sexuales, consumo de drogas, etc. Solo en la región andina, 15 millones de niños están trabajando.

Es importante destacar que no obstante ello, en los últimos diez años casi todos los países adaptaron sus legislaciones, estructuras públicas y diseño de políticas a las orientaciones de la Convención Internacional de los derechos del Niño (CDN).

Las redes de organizaciones de infancia han realizado un importante trabajo junto a organismos públicos, variando mucho los resultados según cada país. EN algunos casos se lograron cambios importantes y positivos mejorándose los índices respecto a décadas anteriores en tanto que en otros casos la situación ha empeorado.

• La situación de las y los jóvenes
Datos de la CEPAL (2004), indican que las principales causas de muerte entre jóvenes y adolescentes de América Latina, están relacionadas a la violencia, (en la que se incluyen accidentes, asaltos, asesinatos, suicidios). Tan solo el 34.8% de jóvenes entre 20 a 24 años logra terminar la secundaria, y entre los 25 a los 29 años, el porcentaje se reduce al 32,6%. Los más afectados son los que viven en zonas urbanas marginales y rurales.

También el desempleo afecta en mayor grado a este grupo poblacional. En el 2002, el desempleo fue del 16.1 %, tasa que duplica el porcentaje global. Para el 2002, (CEPAL) la pobreza afectó al 41% de los y las jóvenes, lo que equivale a 58 millones, de los cuales 21, 2 millones eran extremadamente pobres.

Se han venido realizando programas orientados al primer empleo, la incorporación de habilidades sociales e inserción laboral apoyada con el involucramiento de sectores empresariales que están asumiendo un papel más activo. Sin embargo estos esfuerzos son francamente insuficientes ante la magnitud del problema.

• Salud sexual y reproductiva
Cada año se pierden unas 68.000 vidas de mujeres en edad reproductiva, por mala práctica de abortos. Las investigaciones indican que uno de cada 10 embarazos termina en un aborto mal realizado. (UNFPA,2005) En América Latina y el Caribe, del 12 al 28% de las mujeres dan a luz por primera vez entre los 15 y 17 años, muchas de ellas son solteras y prematuramente deben asumir solas la responsabilidad de crianza y cuidado de los hijos.

Las infecciones del aparato reproductivo también producen un importante impacto en la salud y la fecundidad de la mujer. Muchas de estas infecciones ocurren cuando la mujer da a luz o tiene un aborto en condiciones no estériles; otras veces resulta del contacto sexual con una pareja infectada. La mitad de las infecciones del VIH ocurren entre personas menores de 25 años. El 0,4% de mujeres jóvenes entre 15 y 24 años, y el 0,6 de varones de la misma edad, están afectadas y afectados de SIDA. ONU SIDA, indica que hay 1,8 millones de personas que viven con VIH, 66.000 personas murieron en el 2005.

En ese contexto es importante el trabajo de prevención y promoción que realizan las organizaciones de la sociedad civil y algunos medios de comunicación.

Comercio sexual
Niñas, adolescentes y Jóvenes mujeres latinoamericanas, especialmente, son víctimas de comercio sexual y trata de blancas, a través de redes que funcionan en la región, para satisfacer la “demanda del mercado europeo y norteamericano. Miles de mujeres, niños y niñas de América Latina y el Caribe son vendidos para ser explotados sexualmente en Estados Unidos, Europa y Asia, sin que existan cifras confiables o estrategias gubernamentales efectivas para terminar con ese flagelo, según un informe de la Organización Panamericana de la Salud (OPS). El documento de la OPS asegura que al menos 35 mil mujeres colombianas, 50 mil de República Dominicana y 75 mil de Brasil “trabajan” en la industria del sexo, principalmente en Europa, aunque se desconoce la proporción de las que son víctimas de comercio sexual.

La OPS asegura que más que una cuestión de delito o migración, la trata sexual es un problema de derechos humanos y una manifestación de la persistente desigualdad entre los sexos y de la condición de subordinación de la mujer en el mundo.

La mayoría de los seres sometidos a trata sexual son mujeres y niñas de baja condición económica y las principales corrientes de ese comercio fluyen desde los países en vías de desarrollo hacia los más prósperos.

Deterioro de la oferta educativa, Crecimiento de la oferta educativa privada sin fines de lucro. Las reducciones en el gasto público orientado a la educación pública, las políticas que pasaron Escuelas a los Municipios sin asegurar transferencias de recursos etc, han llevado a un importante deterioro en los procesos de escolarizacion. En este contexto se ha incrementado la oferta educativa del sector privado especialmente dirigido a satisfacer las necesidades de las clases medias. Las familias en América Latina realizan grandes esfuerzos para posibilitar la mejor educación a sus hijos, concientes que ello les abrirá mejores perspectivas de inserción social futura.

Migración

Buena parte de las economías nacionales en varios países son sostenidas con las “remesas” de trabajadores/as migrantes que han debido salir de sus países en busca de empleo y condiciones precarias de vida. Sin embargo su aporte a la economía de la región es altamente significativo. Se calcula que 2.5 millones de personas en la región han salido de la línea de pobreza gracias a las remesas de sus familiares que están trabajando en el exterior.

La deuda externa

América Latina ha visto triplicarse el monto de la deuda. A finales del 97, la deuda externa alcanzó la suma de 73.794 millones de dólares. Algunos analistas sostienen que América Latina ha pagado siete veces el monto de la deuda externa que tenía hace dos décadas y los pasivos no han hecho más que multiplicarse

Democracia y ciudadanía

Luego de largas y duras luchas que costaron muchas vidas, nuestros pueblos lograron la recuperación del estado de derecho, el ejercicio de las libertades políticas para elegir gobiernos por el voto popular y procesos de paz. Esto constituyó un logro muy importante luego de décadas de dictaduras y enfrentamientos armados. En las últimas décadas se ha profundizado elejercicio de la actoría social ejerciendo diversas modalidades de participación ciudadana, de movilización y vocería. La vida política está encontrando renovadas prácticas con relativa autonomía de los aparatos partidarios y clientelares.

Sin embargo estamos aún lejos de vivir en sociedades democráticas ya que la ciudadanía es básicamente delegativa, incompleta porque grandes mayorías no tienen garantizados sus derechos de acceso a la educación, la salud, la vivienda, el empleo digno. Los pobres están excluidos de la toma de decisiones, y difícilmente pueden ejercer sus derechos y su ciudadanía plena. Su ciudadanía se remite a delegar, a través del voto, a otros el ejercicio del gobierno.

Han sido sistemáticamente engañados y traicionados en su aspiración de cambio.
Aceptar a Jesucristo como Dios y Salvador, nos lleva a seguir sus pasos, a construir nuestras prácticas de ciudadanía tomando como referencia su ejemplo, como dice Leonardo Boff (2006)

“la práctica de Jesús fue absolutamente anti-discriminatoria, anti-jerárquica y de fraternidad universal. San Pablo resume todo diciendo: «Ahora ya no hay judío ni griego, ni esclavo ni libre, ni hombre ni mujer, pues todos son uno en Cristo Jesús» (Gál 3,28). El resultado fue que esclavos, libres, portuarios, mercaderes, abogados, soldados... independientemente de su situación social y de su género, formaban comunidades fraternales que vivían la «koinonía» (comunión), «según las necesidades de cada uno». Y como elogio se dice que «no había pobres entre ellos» (Hechos 2 y 3)

Crisis moral y su incidencia social y familiar

La corrupción a todo nivel, el enriquecimiento ilícito, el afán desmedido de poder y el anhelo insaciable de placeres efímeros, vulneran directamente los valores morales y éticos, y generan una anomia social que repercute negativamente en todos los sectores sociales; y que también tiene una incidencia directa en la desintegración de las familias, afectando el soporte afectivo, emocional y espiritual que requieren sus miembros para una vida equilibrada en todas sus dimensiones.

En este contexto, gobernantes, dirigentes políticos, empresariales, e institucionales de nuestra región, no siempre anteponen el bien común a los privilegios particulares, porque tienen compromisos con intereses y fuerzas, no siempre visibles, a nivel local, nacional, regional y mundial que con frecuencia, impiden la adopción de políticas acertadas de desarrollo a largo plazo, que sean consecuentes con los principios y valores éticos y espirituales que deben prevalecer para conveniencia de toda la sociedad.

Es fundamental afrontar este desafío, pues los cambios acelerados por el avance científico, las comunicaciones y la globalización, dificultan aún más los procesos de adaptación, y la educación no alcanza a responder a ese ritmo acelerado, todo lo cual contribuye a que los más débiles se queden rezagados y/o marginados.


¿DESDE DÓNDE Y CÓMO ABORDAR ESTA DURA REALIDAD?

Nuestro Movimiento debe pensar América Latina y el Caribe, y la realidad del mundo desde la fe, en un nuevo paradigma, que trabaje por un ecumenismo liberador; debemos pensar el presente y el futuro de nuestra región desde una profunda dinámica pascual cristiana en la cual sólo encontraremos la vida eterna y la resurrección cuando logremos superar nuestros egoísmos, salgamos de nosotros y nos entreguemos a los demás.

Nuestra identidad debe fortalecerse a partir de la figura de Jesús de Nazareth, siempre en profunda comunión con los pobres y desvalidos, con la justicia, con la paz, con la solidaridad.

>> Volver al índice de la parte 2

img
Federación Colombiana de ACJ-YMCA 
Calle 33 No.7-51 Of 401 Bogotá-Colombia - Tel. (57 1) 2857111 - 2884445
federacion@ymcacolombia.org